Skip to content

Conoce los tipos de apiladores ideales para tu operación

Si en tu empresa manejas un almacén donde trabajan con productos paletizados, sabrás que un apilador es un equipo imprescindible para poder mover, trasladar mercadería y aprovechar los espacios dentro de este al máximo.

Al mismo tiempo, los apiladores se encuentran dentro de los equipos que cumplen con funciones requeridas por la normativa de Buenas Prácticas de Almacenamiento, que son un conjunto de normas que establecen los requisitos y procedimientos operativos que deben cumplir los establecimientos que fabrican, importan, exportan, almacenan, comercializan o distribuyen distintos productos,.

En la actualidad, podemos encontrar diversos tipos de apiladores: manuales, semi eléctricos y eléctricos, siendo estos últimos los más requeridos en el sector por sus beneficios en ahorro de  tiempo durante la operación y la seguridad que ofrece al operador. Estos se clasifican de acuerdo con su aplicación en los siguientes tipos:

1. Apilador eléctrico

Los apiladores eléctricos o también llamados carretillas elevadoras funcionan propulsados por una batería de litio o de plomo ácido. Su estructura la conforman dos brazos de soporte con ruedas en sus extremos y horquillas unidas al mástil que permiten la función de elevación del pallet. El conjunto va unido al cuerpo de la máquina, donde se encuentran la batería y el manubrio . Algunos apiladores cuentan con una plataforma o cabina para una conducción más segura.  Estos equipos, están preparados para realizar trabajos de apilado y almacenamiento de mercadería, situadas en estanterías de distintos niveles que se encuentran mayormente en naves industriales.

En MAQ contamos con los siguientes modelos:

2. Apilador semielectrico

Los apiladores semi-eléctricos son utilizados para realizar el transporte de cargas paletizadas mediante arrastre manual y elevación accionado por un motor eléctrico. Cuentan con una versatilidad que los convierte en una de las soluciones más sencillas y eficaces para fábricas y almacenes que se dedican a trabajos de apilamiento, transporte y distribución de cargas.

El diseño de estos apiladores semi eléctricos permite trabajar con cargas de entre 500 hasta 1500 Kg. Cuentan con una batería que permite realizar trabajos durante espacios de tiempo de hasta 8 horas, dependiendo la  intensidad de la tarea a realizar.  Estos modelos cuentan con una conducción cómoda y eficiente mediante doble monitorización de la dirección asistida.

En MAQ contamos con este modelo imprescindible para tu negocio:

3. Apilador manual:

Cuando hablamos de apilador manual hacemos referencia a un tipo de equipo que es capaz de mover grandes volúmenes como cajas o palets hasta los tres metros de altura y a distancias cortas. Los apiladores manuales son especialmente usados en empresas operadoras logísticas, supermercados, donde mueven día a día un gran número de cajas, palets y otros bultos.

El apilador manual es controlado por un operador a través de un eje central ya que la elevación de la paleta se produce a través de una bomba hidráulica accionada por la barra de tracción o un pedal en la parte posterior del mismo. Con ello, facilita la carga y descarga de mercadería. Es más económico pero su capacidad de carga es limitada.

En MAQ contamos con estos modelos:

Para seleccionar el apilador ideal para su operación, primero se debe tener en consideración lo siguiente: Un piso o loza sin imperfecciones, conocer la altura a la que se encuentra ubicada la carga, la intensidad del trabajo de la operación, las condiciones ambientales de trabajo, los aditamentos que requiera para las operaciones de carga, descarga, acomodo, el volumen de trabajo, entre otros.

En MAQ ofrecemos soluciones para cada tipo de empresa o negocio. Contamos con distintos tipos de apiladores de todos los tamaños y capacidades. Asimismo, brindamos el servicio de asesoría previa a la adquisición y de mantenimiento. Déjanos un mensaje contándonos las necesidades de tu operación aquí.

¡Cotiza aquí!